Inicio > Monumentos > Iglesia y Claustro del ex convento de San Francisco de Asís

Iglesia y Claustro del ex convento de San Francisco de Asís
Tarazona Monumental

Iglesia y Claustro del ex convento de San Francisco de Asís

Según la tradición, fue el propio San Francisco de Asís quien, en peregrinación a Santiago de Compostela, pasó por Tarazona en 1214 e instauró una comunidad de frailes menores. Para apoyarla, el obispo y el cabildo catedralicio le donaron la ermita de San Martín, situada extramuros pero muy próxima a la Seo, para que le sirviera de oratorio. Sin embargo, la documentación conservada no permite datar la fundación del convento de San Francisco hasta 1270.

La iglesia primitiva, edificada en el primer tercio del siglo XIV y renovada entre 1523 y 1542, constaba de una nave de dimensiones similares a la actual, con capillas entre los contrafuertes en el lado del Evangelio que ganarían en profundidad décadas más tarde. Las del lado de la Epístola abrían en origen al claustro. Estas capillas se convirtieron en seguida en panteones para familias nobles, comerciantes y artesanos acaudalados.Algunas hermandades religiosas y gremiales contribuyeron con sus donativos a mejorar la vida en la casa franciscana recibiendo, a cambio, permiso para erigir sus altares devocionales y disponer de lugar de enterramiento para sus cofrades, como fue el caso de la cofradía de San Francisco, la de Nuestra Señora de la Piedad, la de Santa María del oficio de mercaderes, la de la Venerable Orden Tercera o la de la Vera Cruz, vinculadas estas últimas a las procesiones penitenciales de Semana Santa.

Durante el Renacimiento y el Barroco el convento continuó transformándose y ampliándose gracias a bienhechores que sufragaron nuevas obras, entre las que cabe destacar la capilla de Nuestra Señora de la Piedad –donde se desarrolló la consagración episcopal del cardenal Cisneros ante la presencia de los Reyes Católicos en 1495–, o el trasagrario, construido entre 1630 y 1632 a expensas del turiasonense Lucas Pérez Manrique, justicia de Aragón. El trasagrario es un espacio cuadrangular dispuesto tras el altar mayor cubierto con una cúpula decorada con yeserías de pervivencia mudéjar. A mediados del siglo XVII, en estrecha conexión con este ámbito se procedió a sustituir el viejo retablo mayor por una espectacular máquina de escultura presidida por las imágenes de la Inmaculada Concepción y de San Francisco. El resto de las casas del retablo están ocupadas por los principales santos de la Orden.

Adosado al lado sur de la iglesia se levanta el humilde claustro del convento. Se compone por un piso bajo de época medieval en el que se abren algunas capillas de los siglos XV y XVI, cuya decoración mural ha sido recientemente recuperada por el Instituto de Patrimonio Histórico Español, y una planta alta de los años finales del siglo XVI que daría servicio a las dependencias conventuales, en su mayoría desaparecidas. La actuación llevada a cabo sobre los muros perimetrales y las capillas adyacentes del claustro del exconvento de San Francisco de Tarazona a instancias del Instituto del Patrimonio Histórico Español, ha permitido sacar a la luz una valiosa serie de pinturas murales de diferentes momentos históricos que abarcan un arco cronológico comprendido entre una fecha próxima a 1425 y mediados del siglo XVIII. Esta iniciativa estuvo precedida en el tiempo por otra, asimismo impulsada por el I.P.H.E., en la que se rescataron las pinturas subyacentes de la capilla de Nuestra Señora de la Piedad, antigua sala capitular de este extinto convento de la rama observante de la Orden de los Frailes Menores, lugar donde el confesor de Isabel la Católica y también franciscano Francisco Jiménez de Cisneros habría sido consagrado como arzobispo de la sede primada de Toledo el 11 de octubre de 1495, coincidiendo con la presencia en la ciudad de los monarcas para presidir las Cortes del reino de Aragón de dicho año. En ese momento se restauraron también las pinturas de la capilla del Sepulcro que eran totalmente visibles.

Tras la desamortización de 1835, la casa franciscana albergó el hospital municipal del Sancti Spiritus. A mediados del siglo XX se demolieron la mayoría de las salas, excepto la iglesia que se convirtió en parroquia, el claustro, y la librería rehabilitada para cumplir la función de sede de la Escuela Oficial de Idiomas.

Actividades culturales
03/05

Celebración Día Internacional de los Museos

Los días 20 y 21 de mayo, celebramos el Día Internacional de los Museos, bajo la temática de las 5 culturas que han habitado la ciudad turiasonense a lo largo de su Historia; y es que aunque en Tar...

Info VER AGENDA DE ACTIVIDADES
Tienda Online

La Catedral de Santa María de la Huerta de Tarazona

Publicación de gran formato con estudios novedosos sobre la historia y legado artístico de la Catedral de Tarazona.

Info

35,00 €comprar