El atrio de la Catedral de Tarazona y su entorno, siguiente fase de restauración

El Gobierno de Aragón, la Diputación Provincial
de Zaragoza, la Fundación Tarazona Monumental, el Ayuntamiento de
Tarazona y el Obispado han firmado un convenio de colaboración para
acometer los trabajos

Se restaurará el pórtico mayor, se protegerán los restos arqueológicos del siglo IV y se adecuará el entorno de la plaza

Las obras se ejecutarán por la Fundación Tarazona Monumental

Image

El
Gobierno de Aragón, la Diputación Provincial de Zaragoza, el
Ayuntamiento de Tarazona, el Obispado y la Fundación Tarazona Monumental
han vuelto a aunar esfuerzos para poder seguir restaurando la Catedral
de Santa María de Huerta de Tarazona. La siguiente fase será acometer la
rehabilitación del Pórtico Mayor y su entorno inmediato, siguiendo los
criterios del Plan Director.

Para
ello las cinco instituciones han firmado hoy un convenio de
colaboración. Lo han suscrito la consejera de Educación, Universidad,
Cultura y Deporte del Gobierno de Aragón, Dolores Serrat, el presidente
de la DPZ y alcalde de Tarazona, Luis María Beamonte, el obispo de
Tarazona, Eusebio Hernández Sola y el presidente de la Fundación
Tarazona Monumental, Agustín García-Inda.

Esta
colaboración permitirá consolidar la cimentación del atrio de la
catedral, sanear las humedades, restaurar las cornisas y aleros, así
como la Portada y el frontón exterior. Además se protegerá contra las
aves.

También
se va a actuar sobre los restos arqueológicos que aparecieron hace unos
años durante la construcción de una galería de ventilación para
subsanar los problemas de humedad. Esos restos, fechados en el siglo IV,
se impermeabilizarán y protegerán mediante la construcción de un
banco-claraboya que permitirá visualizarlos desde el exterior. Los
trabajos también permitirán adecuar y pavimentar los accesos a la
Catedral desde la plaza recuperando el aspecto que tuvo la antigua
escalinata barroca.

Esta
nueva fase de restauración supondrá una inversión de 1.812.000 millones
de euros. La diputación Provincial de Zaragoza aportará 1,2 millones de
euros, el Gobierno de Aragón invertirá 300.000, la Fundación Tarazona
Monumental 202.000, el Ayuntamiento de Tarazona 10.000 euros y el
Obispado 100.000.

 La
Catedral de Santa María de Huerta está declarada Bien de Interés
Cultural. Después de casi treinta años cerrada al público y quince de
complejas labores de restauración, la catedral volvió a abrir sus
puertas el pasado mes de abril.

NULL

Comienza a escribir y pulsa enter para buscar

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies